Diez consejos para evitar que tu gato se pierda

Si algo caracteriza a los gatos es su peculiar y curioso carácter. Los felinos son unos animales ciertamente independientes que en muchos momentos del día buscan la soledad. Esta soledad se acentúa en los adultos, quienes muestran un mayor nivel de autonomía ya que no necesitan apoyarse en otros para sentir seguridad. Además, la curiosidad y el instinto cazador son la parte fundamental de su manera de ser, hecho que provoca que en muchas ocasiones sean difíciles de domesticar.

Es evidente que el ser humano, aunque se esfuerce inútilmente en ello, es incapaz de cambiar el carácter de estos animales, pero lo que sí que puede hacer es adoptar ciertas medidas protectoras para evitar que los gatos se escapen de casa o se pierdan. Desde Animalados te ofrecemos diez consejos para evitar que esto suceda:

1. Esterilizar: Aunque algunos dueños quieran evitar esta técnica por miedo o por incentivar la reproducción, este proceso debe realizarse sobre los felinos domésticos. El instinto de los gatos en épocas de celo es el de buscar a otros gatos para lidiar con sus necesidades, provocando situaciones complicadas en las que el animal intenta huir de casa. Así pues, recomendamos esterilizar a tu gatito antes de que alcance su madurez sexual y sea capaz de tener cachorros. Esto normalmente ocurre entre los cuatro y seis meses de edad.

2. Proteger las ventanas, balcones y  terrazas:  La curiosidad de los gatos provoca que en muchas ocasiones quieran observar todo aquello que está en el exterior. Por este motivo es importante tener una buena protección en todas las salidas. Existen distintos tipos de redes y mallas específicas para los distintos tamaños de gatos. Tener bien protegidas estas salidas puede evitar que el gato se escape. Asimismo, la confianza que genera tener esta protección permite tener una buena ventilación del hogar, hecho que resulta muy positivo para el bienestar del animal.

3. Implantar un chip: Este sistema electrónico de identificación permite almacenar información sobre el animal a través de la base de datos del Censo Canino que tiene cada Comunidad Autónoma. En él se guarda información como el nombre del dueño, su dirección y uno o dos teléfonos de contacto. El microchip se coloca una sola vez en la vida y permanece en el cuerpo del animal para siempre. El proceso de implantación lo tiene que llevar a cabo un veterinario. Gracias a esta medida, si una persona encuentra a un animal perdido debe dirigirse a un veterinario, quien procederá a la identificación del animal y la localización de su dueño.

4. Buscar un compañero de juego felino: Una manera de evitar la constante curiosidad externa del gato es proporcionándole un compañero de juego. Ahora bien, antes de tomar esta decisión debes reflexionar sobre la responsabilidad que conlleva tener a un nuevo animal de compañía en casa. Adoptar un perro o un gato nunca debe ser una decisión tomada a la ligera. La introducción de un nuevo gato en casa puede provocar que el animal que ya tenías en tu hogar cambie de humor y comportamiento. Cada uno debe tener su propio plato, bebedero, arena, juguetes… Estos animales son muy territoriales pero poco a poco irán entrando en contacto hasta que puedan acabar siendo amigos.

5. Hacer que el hogar sea más interesante y acogedor que el exterior: Los felinos tienen una necesidad de exploración constante. Su curiosidad provoca que siempre traten de conocer qué se encuentra presente en cada rincón del lugar concreto en el que se encuentran. Es muy probable que el gato se ausente de la vista de las personas a lo largo del día, hecho que favorece la posibilidad de que pueda perderse. Para intentar paliar un poco esta característica debes equipar al animal de todo tipo de objetos y juguetes. Rascadores, bolas de lana, caña de pescar con plumas, árboles para gatos, fuentes de agua… son algunos de los elementos que atraerán la atención del gato y evitarán que busquen el ocio y la curiosidad en el exterior.

6. En la medida de lo posible, educar: Los gatos son unos animales muy inteligentes capaces de asimilar las normas que le pongas. Una manera válida para educar a estos animales es reconociéndoles su buen hacer. Premiar al animal cada vez que tiene una conducta positiva ayuda a que el felino sepa asociar el regalo con la buena acción. Son animales independientes que necesitan intimidad para curiosear por lo que no pruebes de educarlo mediante gritos, sólo conseguirás confundirlo.

7. Tener especial precaución en la protección de la puerta de entrada: Los gatos tienen siempre localizada la zona de entrada y salida del lugar en el que se encuentran. De manera instintiva, siempre que la puerta del hogar o del lugar en el que están se abrá, la atravesarán para conocer qué se encuentra en el otro lado. Por este motivo es importante tener especial atención al momento de entrar y salir de casa.

8. Colocar un cascabel no es una opción: El sonido constante de estos collarines puede provocar dolores fuertes en el oído del animal, dejándole incluso sordo si el cascabel es muy grande. Además, este objeto provoca un gran estado de estrés sobre el felino por el hecho de cargar todo el día con un peso innecesario. Por este motivo, no es nada complicado encontrarse con animales que intentan quitárselo.

9. Proporcionar un compañero de juego canino: El compañero de juego también puede ser un perro. La mala relación entre los canes y los gatos es un tópico irreal. El proceso debe ser muy parecido al acompañante felino. Hay que dejar que cada uno tenga su territorio propio y que poco a poco vayan conociéndose hasta que acaben haciéndose amigos inseparables.

10. Proporcionar juguetes que finjan ser presas: Su instinto cazador les lleva muchas veces a querer salir al exterior y escapar. Si les ofrecemos juguetes parecidos a los ratones, por ejemplo, pueden fingir una caza que les resulte suficiente para tenerlos distraídos de los peligros exteriores.

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *