Entradas

Los abogados riñen a Colau por los métodos de captura y sacrificio de jabalís

La Comisión de Protección de los Derechos de los Animales considera “urgente” parar con el proceder actual del Ayuntamiento de Barcelona de captura y sacrificio de jabalís. La Comisión insta al consistorio a implementar el método legal, efectivo y ético de la vacuna anticonceptiva para el control de la población de estos animales.

Ante los hechos ocurridos recientemente, la Comisión de Protección de los Derechos de los Animales (CPDA) del Colegio de la Abogacía de Barcelona (ICAB) ha instado al Ayuntamiento de Barcelona a implementar sin demora el control legal de animales a través de métodos anticonceptivos. Desde este colectivo de abogados animalistas consideran “inaceptable” la forma en la que se está produciendo la matanza de jabalíes por parte de la empresa contratada por el consistorio para llevar a cabo el control poblacional de estos mamíferos.

En un comunicado, la Comisión de Protección de los Derechos de los Animales recuerda que “ya se han vivido actuaciones similares en el pasado con otros animales como crías de cotorras o palomas”, acciones que fueron denunciadas por asociaciones proteccionistas y por esta misma comisión.

En dicho comunicado también “lamentan” que el Ayuntamiento de Barcelona no haya querido sumarse al proyecto impulsado por todas las CPDA de los Colegios de Abogados de Cataluña y Baleares con la firma de un Convenio con el Departamento de Sanidad y de Anatomía Animal de la Facultad de Veterinaria de la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB) para evaluar la efectividad de una vacuna anticonceptiva en jabalíes urbanos y periurbanos de varios municipios. Este proyecto, que cuenta con el apoyo de la Diputación de Barcelona, está obteniendo unos resultados excelentes con una reducción de 500 ejemplares por año.

Tal y como señala el Convenio subscrito por los científicos de la UAB, la caza masiva provoca una alteración del ecosistema y un incremento de la población de cerdos jabalíes. Por lo tanto, la experiencia ha constatado que la eliminación de los individuos de una especie no es un método efectivo de control de la población y acaba provocando a medio plazo un incremento de esta.

La CPDA  ha recordado también que del mismo modo que sucedió con el control por esterilización de las colonias de gatos urbanos y el control por pienso anticonceptivo de las palomas urbanas, la vacuna anticonceptiva aplicada a los jabalíes resulta un método altamente efectivo, a la vez que comporta un gasto muy inferior a su sacrificio, recordando que la utilización de métodos éticos de control de poblaciones de animales es una obligación de las administraciones públicas, según se desprende del Decreto Legislativo 2/2008 por el cual se aprueba el Texto Refundido de la Ley de Protección de Animales de Cataluña.

El Ayuntamiento de Barcelona captura y sacrifica jabalís para controlar su población en entornos urbanos

El Ayuntamiento de Barcelona confirma que captura y sacrifica jabalís para controlar la superpoblación de estos mamíferos que cada vez tienen más presencia en los entornos urbanos. El consistorio asegura que los métodos utilizados siguen criterios de ética animal, mientras que las entidades de defensa animal proponen el control de la fertilidad como vía más cívica para acabar con este conflicto.

La presencia de jabalís en los entornos urbanos de Barcelona ha crecido notablemente. Así lo confirmó la teniente de alcalde de Agenda 2030, Transición Digital, Deportes y Coordinación Territorial y Metropolitana de Barcelona, Laia Bonet, durante la última Comisión de Presidencia: “El número de incidencias por jabalís comunicadas a la Guardia Urbana se ha triplicado. En el año 2021 la pluviometría ha disminuido en un 65% con respecto a los últimos años. Este hecho ha provocado un descenso en la productividad de los bosques y que los jabalís frecuenten los entornos urbanos en busca del alimento que no encuentran en la montaña”.

La superpoblación de jabalís y su presencia en entornos urbanos puede generan problemas como accidentes de tráfico, destrozos de cosechas enteras en campos y cultivos, destrucción de mobiliario urbano o incluso ataques a personas. Por este motivo, el Ayuntamiento de Barcelona ha adaptado su Plan de Acción de Jabalís, un plan que prevé llevar a cabo el sacrificio de estos mamíferos en los puntos más conflictivos de la ciudad.

Vecinos de Barcelona denuncian la captura de jabalís en plena luz del día

Los vecinos del barrio periférico de Vallvidrera, que se encuentra integrado en el distrito de Sarrià-Sant Gervasi, denunciaron durante este martes la captura de jabalís en plena luz del día. Estas personas lamentaron que se capturase y sacrificase a una familia entera de estos animales, en lugar de esterilizarla para evitar su multiplicación.

El Ayuntamiento de Barcelona ha confirmado a Animalados la actuación realizada en Vallvidrera, que ha sido promovida por el distrito de Sarrià-Sant Gervasi desde su Oficina Técnica de Collserola y con el conocimiento del Consorcio del Parque. Según el consistorio, el Plan de Acción de Jabalís 2021 prevé llevar a cabo actuaciones programadas de captura que se priorizarán en el distrito de Nou Barris, Sarrià-Sant Gervasi y Horta-Guinardó.

Además, el Plan de Acción de Jabalís 2021 trabaja con el Consorcio del Parque de Collserola con el objetivo de controlar la población jabalís de dentro del parque, donde también está previsto poder hacer capturas programadas que complementaran las que está promoviendo el Ayuntamiento de Barcelona.

Un jabalí busca alimento en una plaza de Ciutat Meridiana. Foto: Pau de la Calle.

El Ayuntamiento asegura que la metodología del Plan de Acción está probada y sigue criterios de ética animal. Los animales se anestesian in situ y después se sacrifican en un matadero en un proceso controlado por los Servicios de Ecopatología de Fauna Salvaje de la UAB (SEFaS).

Además de las actuaciones programadas, el consistorio informa de que se continúa dando servicio en los puntos donde la presencia de jabalís es comunicada a la Guardia Urbana y se trabaja para sensibilizar a la población y para evitar que se alimenten a estos mamíferos y a la fauna salvaje en general, ya que los animales se acostumbran entonces a pedir comida y es entonces cuando frecuentan el medio urbano.

El Ayuntamiento de Barcelona asegura que están teniendo más incidencias y más jabalís habituados a comer comida de origen antropogénico porque en el año 2020 se hicieron pocas capturas. Así, de media en un año en el conjunto de barrios de montaña se pueden programar en total entre 5-10 capturas, dependiendo del nivel de incidencias, presupuesto y puntos conflictivos.

Ciudadanos de Barcelona reclaman soluciones más cívicas

Las imágenes en redes sociales y medios de comunicación de la captura de una familia de jabalís en plena luz del día en el barrio de Vallvidrera ha despertado el malestar de muchos ciudadanos de Barcelona que reclaman soluciones alternativas a la captura y sacrificio de estos mamíferos como método para frenar su superpoblación y su presencia en los entornos urbanos.

PACMA Catalunya, a través de sus canales oficiales, ha comunicado que «pedirá explicaciones al Ayuntamiento de Barcelona sobre la brutal y agónica captura para su ejecución de una familia de jabalís en Collserola». El partido animalista considera que esta actuación «es inadmisible» y que «ya basta de matar animales con la excusa del control poblacional».

La superpoblación de los jabalís en Barcelona y en Cataluña sigue siendo un tema de discrepancias entre las autoridades y el sector animalista. Mientras que los distintos gobiernos apuestan por la caza o el sacrificio de estos animales como solución al problema, las entidades de defensa animal proponen el control de la fertilidad como vía más cívica para acabar con este conflicto.

FAADA logra reubicar a todos los animales del caso del Síndrome de Noé de Lorca

La entidad de protección animal FAADA tuvo que trabajar a contrarreloj y hacer frente a muchas dificultades para evitar el sacrificio de unos 70 animales de diferentes especies.

Un total de ocho cabras, dos ovejas, seis cerdos vietnamitas y unas cincuenta aves (principalmente gallinas) fueron reubicados este pasado mes a diferentes santuarios, refugios y granjas-escuela, dando así por finalizado y cerrado el caso del Síndrome de Noe de Lorca. Un particular que había llegado a concentrar hasta 572 animales en su domicilio de forma ilegal.

Tras muchos meses de lucha y trabajo, la Fundación para el Asesoramiento y Acción en Defensa de los Animales, logró finalmente no solo evitar el sacrificio de los animales, sino que pudo reubicarlos a todos, ofreciéndoles de esta manera una segunda oportunidad.

Esta acción no hubiera sido posible sin la ayuda de Lorca Animal, la asociación local que informó del caso y que además de ayudar en la reubicación de gran parte de los animales domésticos, han estado pagando la alimentación de los animales durante estos meses que ha durado el caso. Así como de los diferentes santuarios y centros que los acogieron y, por supuesto, de todas las personas que participaron en el crowfunding organizado por la misma entidad para ayudar a costear parte de los gastos veterinarios y de transportes.

A lo largo de los últimos meses, FAADA tuvo que hacer frente a muchas dificultades. Primero de todo económicas, porque la administración se negó a proporcionar ningún tipo de ayuda. Después, porque se impusieron unos requisitos muy exigentes a la hora de buscar un destino a los animales, especialmente los considerados animales de consumo y fauna invasora. Éstos, no podían ir a adoptantes particulares ni a cualquier centro, sino solo a santuarios debidamente registrados como núcleo zoológico o explotación ganadera y que cumpliesen con determinados requisitos sanitarios según la zona geográfica donde se encontrasen. Además, las especies invasoras también necesitaban de la autorización de la comunidad autónoma receptora para la entrada de dichos animales a ésta.

El 15 de mayo FAADA logró trasladar las cotorras y la mapache a los centros de APAEC y al Refugi El Cau del Bosc, autorizados para especies invasoras. Pero la entidad seguía sin encontrar refugios donde reubicar a muchos de los animales considerados de granja (aves y pequeños rumiantes) y a los cerdos vietnamitas (también dentro del catálogo de invasoras).

Para acabar de complicarlo todo, cuando se comunicó desde la Consejería de Murcia la fecha límite para poder reubicar a los animales que quedaban en la casa del particular, la entidad todavía no disponía de un sitio para ellos, así que tuvo que buscar a contrarreloj alternativas para evitar su sacrificio.

Finalmente el Santuario Scooby se ofreció para acoger a todas las cabras y ovejas, el Refugi el Cau del Bosc para los seis cerdos vietnamitas y la Granja-escuela Atalaya y Sol del Camp para las aves. De esta manera fue posible organizar los respectivos traslados con varias empresas, quedando así reubicados los últimos animales de Lorca.

A continuación es posible ver el vídeo de FAADA de las principales actuaciones del caso y diferentes fotos en el álbum Flickr del rescate.

El Zoo de Miami aplica la eutanasia sobre la jirafa Pongo

La jirafa Pongo, uno de los animales más reconocidos del Zoo de Miami, ha sido sacrificada tras fracturarse dos patas y agravarse posteriormente la herida.

El zoológico de Miami ha comunicado a través de sus canales oficiales que el pasado 4 de enero tuvieron que tomar la difícil y triste decisión de sacrificar a Pongo, una jirafa macho de casi 12 años de edad y 4,87 metros de altura. Pongo era uno de los animales más reconocidos de este parque temático del sureste de Florida.

Pongo había experimentado un dolor cada vez mayor en la pezuña trasera izquierda debido a una pequeña fractura que había sufrido previamente. En un esfuerzo por parte de los especialistas por tratar esa fractura, el animal fue inmovilizado el pasado mes de septiembre. Un equipo especial de veterinarios, así como expertos de tres instituciones diferentes, le realizaron radiografías en los pies, le aplicaron una terapia láser y le colocaron unos zapatos personalizados con la esperanza de que estos tratamientos aliviaran el dolor de la jirafa y curaran su fractura.

Contra todo pronóstico, según informa el Zoo de Miami, la inmovilización fue exitosa y el equipo especial de veterinarios pudo ponerle a Pongo los zapatos personalizados que parecían aliviarle el dolor. El animal inicialmente pudo caminar con normalidad, sin embargo, los zapatos se soltaron en algún momento y tras la pérdida de estos, aparentemente Pongo volvió a lesionarse en la misma zona, agravando aún más sus problemas físicos.

El equipo de Salud Animal del parque realizó una serie de tratamientos con el objetivo de proporcionar a Pongo el máximo confort posible con la esperanza de que se curara sin la necesidad de inmovilizarlo de nuevo. La inmovilización de una jirafa es un procedimiento extremadamente arriesgado debido a su tamaño, por lo que se acordó que solo se llevaría a cabo este proceso una vez agotadas todas las demás opciones.

Desafortunadamente, ninguno de los tratamientos experimentados fue efectivo y se tomó la decisión de volver a inmovilizar a Pongo para realizar radiografías detalladas y, con suerte, poder brindarle un tratamiento exitoso. Lamentablemente, las radiografías revelaron que en las últimas semanas se había fracturado aún más el pie, de manera que era imposible que el equipo de Salud Animal pudiera tratar con éxito al animal. Finalmente, para evitar más sufrimiento en el animal, se tomó la dolorosa decisión de sacrificarlo mientras aún estaba anestesiada.

Sanidad ordena el sacrificio de 92.700 visones en Aragón por un brote de coronavirus

Aragón sacrificará a 92.700 ejemplares de visón de una explotación de Teruel al detectar transmisión comunitaria de coronavirus entre los animales.

El Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón ha ordenado el sacrificio de 92.700 visones criados por la empresa Secapiel en una explotación ubicada en el municipio de la Puebla de Valverde, en Teruel. La decisión la ha comunicado Joaquín Olona, Consejero de Agricultura del Gobierno de Aragón, en una rueda de prensa celebrada en la mañana del jueves 16 de julio.

La decisión llega después de que las autoridades sanitarias detectaran transmisión comunitaria del virus entre los visones. Además del contagio de los animales, siete empleados de la explotación también dieron positivo el pasado mes de mayo, por lo que el Gobierno de Aragón no descarta una posible transmisión del virus entre humanos y animales o viceversa.

El Consejero Joaquín Olona ha asegurado que: “Antes de tomar una decisión tan drástica como el sacrificio de los animales, que supone un grave perjuicio económico, el Departamento ha realizado cuatro tests a los visones en los que se muestra un aumento claro de los contagios. En el último test realizado el 7 de julio, el resultado confirma 78 positivos de 90, es decir, el 86,67% de la muestra aleatoria. Por tanto, se confirma una transmisión comunitaria”.

El Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente ha aclarado que: “Los visones no han presentado un comportamiento anómalo en este tiempo, ni se ha producido un incremento en la mortalidad natural de este animal. Tampoco se han observado signos aparentes de ninguna patología, pero tenemos la certeza de que el virus está presente y se está produciendo una transmisión. Por este motivo, hemos decidido eliminar cualquier riesgo”.

La Dirección General de Calidad y Sanidad Alimentaria ya procedió a la inmovilización cautelar de la granja el pasado 22 de mayo, cuando los siete trabajadores de la explotación de Teruel dieron positivo por Covid-19. Tal y como ha explicado Joaquín Olona: “Desde entonces se ha estado realizando un seguimiento a los animales y no se ha permitido la entrada ni salida no solo de los animales, sino también de sus productos o de cualquier otro tipo de material de la explotación”.

El Consejero de Agricultura del Gobierno de Aragón también ha detallado que: “Se comprobó desde el primer momento que la empresa cumplía con todos los requerimientos en materia de sanidad animal y se le comunicó, además de la inmovilización cautelar, las medidas relacionadas con la seguridad a seguir, condiciones que nos consta que se han venido cumpliendo”.

El propio Gobierno de Aragón, con la ayuda de la empresa pública Sarga, se encargará del sacrificio de los 92.700 visones. Por otro lado, el consejero Joaquín Olona ha reconocido que se indemnizará a la empresa propietaria de la explotación a causa del sacrificio obligatorio de los animales.