Entradas

Investigadores aragoneses desarrollan el primer test rápido para el diagnóstico de covid en animales de compañía

Un equipo de investigadores de Aragón ha desarrollado el primer test rápido multiespecie para el diagnóstico serológico de la infección por SARS-CoV-2 en animales de compañía. El formato creado puede ser utilizado in situ, sin la necesidad de disponer de un laboratorio.

Los animales de compañía que conviven con personas infectadas por Covid-19 están expuestos al virus y el riesgo de infección por SARS-CoV-2 no puede descartarse. Desde el punto de vista epidemiológico, el papel que pueden desempeñar los animales domésticos en esta infección es todavía desconocido. Ante la falta de información es necesario el desarrollo de pruebas de diagnóstico específicas para ser utilizadas en el ámbito veterinario, siendo éste uno de los objetivos prioritarios expuestos por la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE).

El objetivo de este proyecto ha sido el desarrollo de una prueba rápida multiespecie de inmunocromatografía de flujo lateral, basado en la detección de anticuerpos anti-SARS-CoV-2, para su utilización en el diagnóstico de animales de compañía.

Para el desarrollo del test, se han ensayado diferentes disposiciones para seleccionar el mejor formato con el que finalmente se preparó el prototipo. Para su validación, se han usado los sueros humanos y de animales previamente analizados utilizando un test de ELISA en placa multiespecie, desarrollado por los investigadores participantes del proyecto, que ha sido objeto de una solicitud de patente por la Universidad de Zaragoza que se presentó el pasado mes de marzo en la Oficina Europea de Patentes.

Este desarrollo constituye el primer test rápido multiespecie destinado al diagnóstico serológico de la infección por SARS-CoV-2 en animales. El formato desarrollado, por su facilidad de uso, puede ser utilizado en el punto de atención sin necesidad de disponer de un laboratorio, y por su rapidez permite la toma de decisiones inmediata. Por ello, representa una herramienta analítica que puede ser usada en la vigilancia serológica de los animales tanto en el ámbito de la investigación como en el ámbito de la clínica veterinaria. La utilización de estos tests permitiría evaluar el papel potencial de los animales de compañía en la epidemiología del SARS-CoV-2.

Un trabajo fruto de la colaboración interdisciplinar

El desarrollo de esta prueba ha sido fruto de la colaboración interdisciplinar de diferentes grupos con una amplia experiencia en el desarrollo de técnicas inmunoquímicas (UNIZAR-IA2), en la expresión y purificación de glicoproteínas (UNIZAR-BIFI) o en inmunología humana (Instituto de Investigación Sanitaria Aragón, IIS Aragón). Para llevar a cabo este proyecto se ha contado también con la colaboración de la empresa de biotecnología aragonesa Zeulab, que ha puesto a disposición del proyecto el equipamiento del laboratorio de I+D y ha participado en la preparación y validación del prototipo del test desarrollado.

La catedrática de la Universidad de Zaragoza M. Dolores Pérez Cabrejas es la investigadora principal de este proyecto dentro del Programa Covid-19 Santander-Unizar “Proyectos de Innovación Tecnológica para el año 2020 de la Universidad de Zaragoza”, del Vicerrectorado de Transferencia e Innovación Tecnológica, financiado por el Banco Santander.

Sanidad ordena el sacrificio de 92.700 visones en Aragón por un brote de coronavirus

Aragón sacrificará a 92.700 ejemplares de visón de una explotación de Teruel al detectar transmisión comunitaria de coronavirus entre los animales.

El Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente del Gobierno de Aragón ha ordenado el sacrificio de 92.700 visones criados por la empresa Secapiel en una explotación ubicada en el municipio de la Puebla de Valverde, en Teruel. La decisión la ha comunicado Joaquín Olona, Consejero de Agricultura del Gobierno de Aragón, en una rueda de prensa celebrada en la mañana del jueves 16 de julio.

La decisión llega después de que las autoridades sanitarias detectaran transmisión comunitaria del virus entre los visones. Además del contagio de los animales, siete empleados de la explotación también dieron positivo el pasado mes de mayo, por lo que el Gobierno de Aragón no descarta una posible transmisión del virus entre humanos y animales o viceversa.

El Consejero Joaquín Olona ha asegurado que: “Antes de tomar una decisión tan drástica como el sacrificio de los animales, que supone un grave perjuicio económico, el Departamento ha realizado cuatro tests a los visones en los que se muestra un aumento claro de los contagios. En el último test realizado el 7 de julio, el resultado confirma 78 positivos de 90, es decir, el 86,67% de la muestra aleatoria. Por tanto, se confirma una transmisión comunitaria”.

El Departamento de Agricultura, Ganadería y Medio Ambiente ha aclarado que: “Los visones no han presentado un comportamiento anómalo en este tiempo, ni se ha producido un incremento en la mortalidad natural de este animal. Tampoco se han observado signos aparentes de ninguna patología, pero tenemos la certeza de que el virus está presente y se está produciendo una transmisión. Por este motivo, hemos decidido eliminar cualquier riesgo”.

La Dirección General de Calidad y Sanidad Alimentaria ya procedió a la inmovilización cautelar de la granja el pasado 22 de mayo, cuando los siete trabajadores de la explotación de Teruel dieron positivo por Covid-19. Tal y como ha explicado Joaquín Olona: “Desde entonces se ha estado realizando un seguimiento a los animales y no se ha permitido la entrada ni salida no solo de los animales, sino también de sus productos o de cualquier otro tipo de material de la explotación”.

El Consejero de Agricultura del Gobierno de Aragón también ha detallado que: “Se comprobó desde el primer momento que la empresa cumplía con todos los requerimientos en materia de sanidad animal y se le comunicó, además de la inmovilización cautelar, las medidas relacionadas con la seguridad a seguir, condiciones que nos consta que se han venido cumpliendo”.

El propio Gobierno de Aragón, con la ayuda de la empresa pública Sarga, se encargará del sacrificio de los 92.700 visones. Por otro lado, el consejero Joaquín Olona ha reconocido que se indemnizará a la empresa propietaria de la explotación a causa del sacrificio obligatorio de los animales.