24 entidades animalistas piden que los animales de Castelló d’Empúries no vayan a la protectora de Figueres

A raíz de la marcha de la asociación Progat i Gos, el Ayuntamiento de Castelló d’Empúries se plantea detener la construcción de un refugio municipal propio para llevar los animales a la perrera de Figueres, un espacio muy saturado actualmente.

24 entidades animalistas han compartido un manifiesto donde han mostrado «Su profunda decepción y absoluto rechazo hacia el consistorio de Castelló d’Empúries, que ha hecho cerrar las puertas del único refugio de animales con cara y ojos de nuestra comarca: Progat i Gos Ampuria, un referente en toda Cataluña».

Además, las entidades de defensa animal han querido valorar «Más de veinte años de trabajo impoluto, serio y compasivo por parte de Progat i Gos Ampuria, aportando un enorme valor añadido, no sólo al municipio sino también un ejemplo a seguir para al resto de entidades y municipios».

Las entidades han explicado en su comunicado que «A raíz del cierre de Progat i Gos Ampuria, el Ayuntamiento ha anunciado la inminente firma de un convenio con la perrera de Figueres para que sea este el destino de los animales recogidos en el término municipal de Castellón de Empúries». Una decisión que ha sorprendido a todo el mundo, ya que existe un proyecto aprobado por el pleno municipal para construir un refugio municipal propio en Castelló d’Empúries.

Las 24 entidades, ante esta situación, piden al Ayuntamiento de Castelló d’Empúries «Que sea valiente, retome su proyecto de construcción de un refugio municipal, que se haga cargo de los animales del municipio y no delegue su responsabilidad derivándolos a la perrera de Figueres».

Los motivos de la marcha de la Asociación Progat i Gos

La Asociación Progat i Gos ha publicado un comunicado donde ha explicado los verdaderos motivos de su marcha «Después de muchas negociaciones con el Ayuntamiento para poder asegurar la localización de Progat, el consistorio durante los últimos cinco años ha negado su legalización, declarando a los representantes de la asociación, que la zona donde en su día el Ayuntamiento cedió los terrenos, ahora no era viable y que la única solución era la de reubicar la localización y pasar a ser propiedad del Ayuntamiento, convirtiendo la asociación en una perrera municipal».

Progat i Gos ha dejado claro que «Después de una gran labor de 20 años a cargo de Progat, gracias a las ayudas de los voluntarios, socios y amantes de los animales, no podíamos permitir este final. Dada la urgencia por parte del Ayuntamiento para que Progat dejara las instalaciones en contra de su voluntad, y teniendo en cuenta el volumen de animales que la asociación tiene, el miedo de todos los miembros es el destino de estos animales. Finalmente el concejal de medio ambiente del ayuntamiento ha anunciado el nuevo convenio con la Protectora de Figueres y no la construcción de una perrera municipal».

Por este motivo, «entre adopciones y acogidas, la Asociación Progat i Gos ha conseguido un hogar para todos estos animales, excepto para los gatos, que han formado una colonia felina en este espacio con el permiso del Ayuntamiento de Castellón de Empúries».

El Ayuntamiento de Castelló d’Empúries se plantea detener el proyecto de la perrera municipal

El consistorio de Castelló d’Empúries ha emitido un comunicado donde aclaró que «En ningún momento el Ayuntamiento ha pedido a la Asociación Progat que abandone con urgencia el espacio donde está ubicado el refugio actualmente. Ante la imposibilidad de tramitar una licencia para que la protectora quede de forma permanente en este lugar, por ser zona periférica de protección y conexión entre el Cortalet y los Lagos de Palau y, por tanto, para que el Parque Natural de los Aiguamolls del Empordà no lo autoriza, el Ayuntamiento buscó otra zona, mediante la modificación del POUM, para ubicar una perrera municipal».

El Ayuntamiento ha aceptado que «Ante la comunicación de la Asociación Progat Ampuria de no querer continuar su actividad como refugio de perros, el consistorio no descarta la posibilidad de detener la construcción de una perrera municipal y firmar un convenio con la perrera comarcal. Para el Ayuntamiento, el proyecto de la perrera municipal tenía sentido si la protectora Progat Ampuria tenía la opción de formar parte. Renunciando a esta oportunidad, esta opción pierde peso y, por tanto, se valorará si hay que sacar adelante la perrera municipal o decantarse por la comarcal».

Hasta que no se tome la decisión, el Ayuntamiento de Castelló d’Empúries ha firmado un convenio con el Consejo Comarcal para delegarle las competencias de bienestar y acogida de los animales abandonados que se encuentren en el municipio, de forma temporal.

 

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.