Entradas

Un Policía Local de Sentmenat dispara tres tiros a dos perros causando la muerte de uno de los animales

El pasado miércoles 30 de junio un Policía Local de Sentmenat (Barcelona) disparó tres tiros a dos perros, Rey, un pastor alemán de 2 años y 9 meses, y Bella, una San Bernardo de 1 año y 2 meses.

Según informa en una nota de prensa Cristina Bécares, abogada defensora de la familia responsable de los animales, por motivos que se desconocen, el cachorro de San Bernardo salió solo de la vivienda donde reside en la urbanización de Can Canyameres (Sentmenat) y una vecina alertó a la Policía, personándose en el lugar una dotación de dos agentes.

Uno de los agentes, mientras el otro se encontraba en las inmediaciones del vehículo policial, acompañó al cachorro al domicilio de donde había salido, y parece ser que al acercarse a la puerta, en la cual hay un cartel indicativo de la existencia de perros, el pastor alemán llamado Rey salió y marcó al policía en la rodilla.

En la nota se detalla que, mientras ambos perros le ladraban a una distancia aproximada de metro y medio, el Policía Local procedió a sacar su arma reglamentaria y efectuó tres disparos, uno a Rey y dos a Bella. Seguidamente la Policía Local llamó a una dotación del SEM, la cual se personó en el lugar de los hechos y curó al agente herido. Según los vídeos que circulan en redes sociales, la cura consistió en la colocación de un apósito en la parte superior de la rodilla. A fecha de hoy no consta aún el parte de lesiones del servicio de urgencias.

Ambos perros entraron en la vivienda y estuvieron agonizando hasta que el propietario de los animales accedió a su domicilio y junto a otros vecinos pudo socorrerlos. Entonces decidieron llevarlos a un centro veterinario de urgencias, siendo acompañados por una patrulla de Mossos d’Esquadra.

El pastor alemán murió como consecuencia del disparo

Rey no pudo sobrevivir al impacto y acabó falleciendo en la clínica veterinaria como consecuencia del disparo, el cual le atravesó las patas delanteras produciendo fractura de cabeza de húmero, perforación de ambos pulmones y afectación cardíaca.

Por su parte, Bella se encuentra en estado grave tras sufrir un disparo en la cara y otro en una de las patas delanteras. El disparo en la cara provocó la pérdida de un ojo, de un oído y graves fracturas en la mandíbula y arco cigomático desconociendo el alcance de las mismas.

Por parte de la Policía Local de Sentmenat se han abierto diligencias policiales que han sido remitidas al Juzgado de Guardia de Sabadell, pero no a fin de depurar responsabilidades por los disparos efectuados, sino que se ha instruido un atestado contra el propietario de los perros por un presunto delito de lesiones hacia el policía.

La familia responsable de Bella y Rey, por su parte, presentará una querella en los Juzgados y se espera poder aclarar y depurar responsabilidades en un caso tan grave. La familia, desde el dolor por estos hechos, solicita el máximo respeto para todas y cada una de las partes implicadas.

El Ayuntamiento de Sentmenat revisará el protocolo de actuación por los perros fugados

El Ayuntamiento de Sentmenat ha compartido un comunicado para esclarecer los hechos sucedidos en la urbanización de Can Canyameres tras los numerosos comentarios que se han producido en las redes sociales criticando duramente la intervención de la Policía Local de este municipio ubicado en la comarca del Vallés Occidental.

Según el Ayuntamiento, la Policía Local acudió al lugar de los hechos tras recibir la llamada de un vecino alertando de la presencia de un perro peligroso/agresivo que se encontraba solo en la calle. La patrulla acompañó al can a su residencia de origen, momento en el que supuestamente un segundo perro de grandes dimensiones atacó y mordió a un agente provocándole heridas. Posteriormente, el primer perro también se giró y los dos animales acorralaron al agente contra el vehículo estacionado en la calle. Es en ese momento cuando el agente temió por su integridad y en defensa propia hizo uso de su arma reglamentaria.

El consistorio también informa que el agente fue trasladado al hospital y fue atendido de las heridas producidas por mordida de perro, las cuales han provocado que actualmente se encuentre en situación de baja laboral.

Como consecuencia de los hechos sucedidos durante el 30 de mayo, el Ayuntamiento de Sentmenat ha informado que la concejalía de Bienestar Animal y la concejalía de Seguridad Ciudadana se comprometen a revisar y adecuar el protocolo de actuación por los perros fugados, perdidos o abandonados para facilitar las recogidas y evitar riesgos innecesarios.

Detienen a un hombre de Albox por matar al perro de un vecino con una fuerte patada en la cabeza

El responsable de los hechos golpeó al perro con unas botas de trabajo en la cabeza del animal, provocando su muerte de manera inmediata.

Según ha informado Europa Press, la Guardia Civil ha detenido a un hombre de 40 años acusado de matar al perro de un vecino de una fuerte patada en la cabeza en el municipio almeriense de Albox. La investigación de los hechos se inició el pasado viernes, cuando el responsable del can denunció que había encontrado a su peludo muerto en la calle con un fuerte traumatismo en la cabeza.

La propia agencia de noticias detalla que fue un vecino de Albox quien se encargó de avisar de lo sucedido al responsable del perro y le ayudó a retirar el cuerpo sin vida del animal de la calle. Sorprendentemente, este vecino ha sido identificado como el autor de los hechos tras una profunda investigación por parte de la Guardia Civil en colaboración con la Policía Local de Albox.

La persona acusada de matar al animal llevaba puestas unas botas de trabajo de material sólido con las que pateó al perro en la cabeza, matando al peludo en el mismo acto. Posteriormente, se aseguró de que no hubiera ningún testigo de los hechos y se dirigió al responsable del animal para avisarle de la tragedia que había sufrido su animal de compañía.

Yo Denuncio: denuncia el maltrato animal

Como consecuencia de los continuos episodios de maltrato animal ocurridos en España, el Partido Animalista (PACMA) puso a disposición de todas las personas una herramienta web que facilita a los ciudadanos la denuncia de un caso de maltrato ante las autoridades.

Desde el PACMA tienen claro que “no podemos permanecer impasibles ante el maltrato animal”. Por lo que si has presenciado un caso de maltrato animal, o sabes de una situación en la que se esté produciendo algún tipo de maltrato, es necesario que lo denuncies. Con Yo Denuncio, todo este proceso es mucho más fácil.

Recordemos que el maltrato animal no es solo una cuestión de violencia física, sino que también es maltrato el abandono o no proporcionarles condiciones adecuadas de vida o una correcta alimentación. Los episodios concretos que se tengan que denunciar dependen de cada Comunidad Autónoma y cada Ayuntamiento, ya que cada uno cuenta con una legislación diferente.

En este enlace encontrarás toda la información necesaria para denunciar el maltrato animal de manera asequible a través de Yo Denuncio:

https://yodenuncio.pacma.es/

¿Qué pasa con un gato cuando su compañero de vida humano muere?

Los animales de compañía son seres con una fidelidad infranqueable, considerados un miembro más de la familia en la sociedad actual. Por este motivo, cuando una persona humana sufre la pérdida de un amigo peludo con el que ha compartido su vida, pasa por un proceso de duelo y tristeza. ¿Pero qué sucede cuando es el animal el que sufre la muerte de su compañero humano? ¿Qué futuro le espera?

Animalados ha hablado con Katubihotz, una asociación que trabaja para el rescate felino y la gestión de adopciones en Pasaia (Guipúzcoa), para conocer qué vida le espera a un gato cuando sufre la pérdida de su compañero de vida humano.

¿Qué sucede normalmente con los gatos que viven con una sola persona y lamentablemente muere el ser humano?

Depende de cada caso, los más afortunados son adoptados por algún familiar o amigo del fallecido, pero lamentablemente no es lo que suele ocurrir. El destino de esos animales es incierto, puede variar entre buscarle adopción responsable, abandonarlo en un refugio o perrera, en la calle o incluso sacrificarlo.

¿Los familiares de la persona fallecida suelen preocuparse por la vida que le espera al animal? ¿Son ellos quienes los acogen en su propio hogar?

Algunos sí, otros no, hemos visto de todo.

Algunos los adoptan ellos mismos o los llevan a su casa hasta encontrarles un nuevo hogar. Otros, los dejan solos en la casa del fallecido y van a alimentarles hasta que encuentran otro lugar, algo es algo. Algunos se preocupan de con que familia va, otros no. Y también hay gente que pasa olímpicamente de hacerse cargo y lo abandona o sacrifica, sin ningún tipo de miramiento hacia el animal ni respeto hacia su familiar fallecido.

«Cuanto antes vuelva a sentirse parte de una familia, antes volverá a ser feliz».

¿Cómo afecta psicológicamente a un gato la muerte de su compañero de vida humano? ¿Pasan por un proceso de luto?

Sin duda pasan por un proceso de luto, la persona que ha sido su familia durante años ya no está y su vida cambia para siempre de la noche a la mañana.

Que este proceso sea más o menos doloroso, depende de lo que hagan con él. El gato acaba de perderlo todo y necesita saber que sigue siendo importante, sigue siendo querido, que no está solo y que las cosas mejorarán. Necesita amor. Evidentemente cuanto antes vuelva a sentirse parte de una familia, antes volverá a ser feliz.

Pero si el pobre se ve abandonado en la calle o en la jaula de un refugio, triste, asustado y sin entender nada, la situación será realmente dolorosa, pudiendo incluso entrar en depresión. Los gatos son muy sensibles y hemos visto animales que se niegan a comer y beber, que simplemente se dejan morir. Llegados a ese punto y a pesar de intentarlo todo, muchas veces no podemos hacer nada por ellos, ni siquiera alimentándolos de forma forzada con sonda nasogástrica, a veces enfermar del alma es peor que una enfermedad física.

¿Tenéis muchas acogidas en Katubihotz que proceden del fallecimiento del responsable de un gato?

Acogidas no, solamente si no hay otra alternativa. Por el bienestar del animal, preferimos hablar con esos familiares y pedirles que sean ellos los que se queden con el gato mientras nosotros le buscamos adopción.

Pero sí hemos encontrado nuevos hogares a muchos gatos cuyo humano ha fallecido.

«Abandono no solo es dejarlo en la calle, dejarlo en un refugio también es abandonar»

¿Habéis acogido en vuestra asociación a gatos abandonados como consecuencia de la muerte de su responsable humano?

Lamentablemente sí. Aclaremos términos, abandono no solo es dejarlo en la calle, dejarlo en un refugio también es abandonar, todos los que recogemos o a los que buscamos nuevo hogar son abandonados.

Respecto a abandonos en calle, sí, tristemente también hemos tenido casos. Nunca olvidaremos por ejemplo el caso de un gato del que, tras el fallecimiento de su humana, el hijo de ella se deshizo tirándolo por el balcón. Mostrando así el nulo respeto que sentía hacia su madre y el gato al que ella quería. Hoy está felizmente adoptado.

Los gatos también sufren la pérdida de su compañero de vida humano

¿El coronavirus ha acentuado la problemática del desamparo que sufre un animal de compañía por la muerte de su responsable?

Nosotros no hemos notado la diferencia, tan solo hemos recibido una llamada por ese motivo.

¿Qué debe hacer una persona con el gato de un familiar que ha fallecido? ¿Es mejor acogerlo en tu propio hogar o darlo en adopción?

Sin duda alguna, lo mejor es acogerlo en tu hogar. Nosotros creemos que, si la persona fallecida ha sido importante para alguien, también deberían serlo los animales a los que esa persona amaba. Pero si finalmente no queda más remedio que darlo en adopción, por favor, hacer las cosas bien.

Lo mejor es sin duda encargarse de ese animal hasta que una asociación pueda encontrarle un nuevo hogar, sin hacerle pasar por el trauma de verse en una jaula, en un lugar desconocido, rodado de más animales que no conoce y que le dan miedo. Tampoco nos parece mucho pedir.

Y desde luego, por favor, no faltéis a la memoria del fallecido abandonando al animal en la calle o sacrificándolo, es injustificable.

¿El gato está preparado para vivir en un nuevo hogar y con una nueva familia tras sufrir la pérdida de su compañero de vida humano?

Lo bueno de los animales es su gran capacidad de adaptación, ellos viven el ahora. Claro que, dependiendo de su personalidad, les costará un poco más o un poco menos sentirse seguros, pero con amor y paciencia todos lograrán adaptarse a su nueva vida y ser felices con su nueva familia.

La Fundación Miranda lamenta la pérdida irreparable de la pony RIBA a manos de un cazador en el Parque del Garraf

El pasado sábado 20 de febrero, un cazador que participaba en una batida autorizada de jabalíes mató por error una ejemplar de poni pottoka de la Fundación Miranda en el Parque del Garraf. El hombre, que confundió la pony con un jabalí, causó la muerte del animal en medio de un grupo de personas que disfrutaba de la naturaleza y de la experiencia de encontrarse con caballos en libertad.

La Fundación Miranda ha emitido un comunicado donde describe que «los testigos de los hechos pasaron de la alegría de encontrarse con los caballos en este espacio natural protegido, a la angustia de ver un cazador disparar un tiro a una de las ponis, verla sangrar, desplomarse y morir ante sus ojos».

Según indica la Fundación, «el cazador atribuye el hecho a un error por su parte, pero el caso es que el disparo se produjo a diez metros de la carretera, con personas cerca, y en un lugar con buena visibilidad, de manera que cuesta entender que se pueda confundir un équido con un jabalí».

La Fundación Miranda considera que «poder disfrutar con seguridad de la naturaleza es un derecho y un bien imprescindible, hoy más que nunca, con la situación de confinamiento que vivimos hace meses. No deberíamos sufrir ningún riesgo de bala mientras paseamos con la familia, y tampoco que se puedan generar episodios de tanta violencia por el objetivo de mantener en equilibrio la población de jabalíes. Se trata de poder pasear sin peligro, de poder efectuar proyectos de respeto por la vida, con plenitud y sin amenazas, sin que los caballos o las personas sean elementos vulnerables».

Desde Miranda proponen soluciones para evitar estos trágicos episodios como «acotar las zonas de caza, o buscar nuevas maneras de regular la sobrepoblación de algunas especies que desgraciadamente sólo tienen al hombre como depredador, o estar tranquilas que la Administración se asegura de no dar armas a personas no cualificadas «.

Una pérdida totalmente irreparable y evitable

La Riba, nombre de la pony asesinada, formaba parte de un tesoro, un pequeño grupo de ponis de raza Pottoka, un grupo de los pocos que quedan de las Pottoka más primitivas, que aparte de valor genético, aporta el Parque del Garraf y al municipio de Olivella una tarea ejemplar e impagable de prevención de incendios, aunque pastando y gestionando el sotobosque.

Estos animales hacen el trabajo de una brigada de hombres con desbrozadoras mecánicas, pero sin ruido, sin contaminación, sin coste para la administración o los propietarios privados, aportando vida allá donde pisan, mientras se nutren. Son por tanto un poderoso agente de biodiversidad, ecológico y sostenible, y su aportación en el Parque del Garraf es impagable.

La falta de recursos económicos ha limitado este proyecto en cuanto a las oportunidades de crecimiento, aunque se ha logrado efectuar algunos estudios e investigación sobre el impacto de las Pottoka a la vegetación en el Garraf con la UAB, donde se ha visto que allí donde pastan ha reducido el cárcar en un 75%. El cárcar es la especie vegetal que ha colonizado toda la etapa mediterránea en el Garraf, y aumenta considerablemente el riesgo de incendio.

Sólo los equipos devoran y tienen a raya esta gramínea (ni ovejas, ni cabras…) y además, se adaptan muy bien al pasto pobre en proteína del Garraf. Las Pottoka incluso arrancan algunas raíces y dejan desmenuzadas en superficie las hojas que no se han comido. Un auténtico mecanismo de desherbado y «mulching» natural (cubierta vegetal anti erosión y pro vida microbiana del suelo) que es digno de un postgraduado en agricultura ecológica.

El Parque del Garraf invitó la Fundación Miranda a llevar este grupito de ponis Pottoka al pasto de Can Grau hace unos cuatro años. Los animales provienen de un costoso rescate que efectuó la Fundación en el Zoo clausurado de Almuñecar, en Granada. Seis hembras y un macho, una familia preciosa que se ha adaptado muy bien a la vida en libertad, constituyendo un recurso educativo y de conciencia ambiental para escuelas, visitantes, familias… que han ido pasando por el Parque y por la Fundación.

Hoy, la Fundación Miranda, todos los Pottoka, burros, caballos, voluntarias, madrinas, socias, Equipo de Dirección, Patronato, seguidoras del Proyecto y otras ONG están de luto por la pérdida de la pequeña Riba, la más pequeña de su familia . Una pérdida tan impagable como la aportación que ellas hacen cada día en el espacio que las acoge y las personas.

ZOOXXI denuncia al zoo de Barcelona por negligencia ante la muerte de animales

La denuncia presentada por la plataforma ZOOXXI resalta la incapacidad del zoo de proteger animales de condiciones meteorológicas adversas, así como la de proteger a los primates recién nacidos que mueren a los pocos días de nacer por fracturas o posibles agresiones.

La Plataforma ZOOXXI ha presentado una denuncia administrativa, ante el Departamento de Territorio y Sostenibilidad de la Generalidad de Cataluña, contra el parque zoológico de Barcelona por negligencia y falta de protocolos adecuados de bienestar que han provocado la muerte de animales. Unos hechos que suponen una vulneración de la ley estatal de zoos, Ley 31/2003, de conservación de la fauna silvestre en los parques zoológicos y del RDL 2/2008, que aprueba el texto refundido de la ley de protección de los animales en Cataluña.

Tras la aprobación de la iniciativa ciudadana ZOOXXI, el 3 de mayo de 2019, la ordenanza de protección, tenencia y venta de animales se modificó incluyendo un nuevo texto normativo sobre el parque zoológico de Barcelona. Pasado un año de la entrada en vigor del texto, ZOOXXI pidió el listado de animales muertos en el zoo de Barcelona y las causas de la muerte de los individuos. El zoo reportó un listado con 143 muertos desde julio de 2019 hasta mayo de 2020.

En una primera instancia, el zoo alegó que no podía dar las causas de la muerte, aunque es obligado tenerlas registradas por la ley estatal de zoos, porque no las podía extraer de forma automatizada. Aún así, el zoo afirmaba en su respuesta que las 143 muertes lo habían sido por muerte natural.

ZOOXXI no se quedó conforme con esta respuesta, ya que pudo comprobar cómo los zoos que utilizan el mismo sistema de registro internacional que el zoo de Barcelona, ​​extraen de forma automática los datos sobre las causas de muerte, imprescindibles de analizar al hora de establecer los programas de conservación.

Ante la negativa, ZOOXXI volvió a hacer una petición pidiendo las causas de muerte de 34 individuos en concreto. En esta ocasión sí obtuvo respuesta. De forma alarmante, pudo comprobar que la mayoría de las causas de mortalidad no eran naturales. Destacan las muertes de 14 aves que se produjeron entre diciembre de 2019 y en enero de 2020 en una misma instalación, coincidiendo con el paso de la DANA, primero, y del temporal Gloria, después (temporal muy avisado públicamente) .

Meses más tarde, dos ejemplares adultos de camesllargues (una ave autóctona) murieron el mismo día 20 de abril de 2020. Ante la denuncia de ZOOXXI que este caso era sospechoso de culling, curiosamente el zoo reportó que los cadáveres de estos animales no habían sido evaluados. En esta ocasión no se practicó ninguna necropsia, el zoo dice textualmente «cadáver no evaluado».

En relación a la muerte de primates, 5 individuos murieron antes de cumplir los 30 días y 2 más lo hicieron entre los 2 y los 5 meses de edad, en total 7 primates. Entre las razones que se dan de muerte, en un caso es por fractura y en otros 3 casos por posibles agresiones. Si comparamos con datos de 2017, donde nacieron 13 primates, 9 de los cuales murieron a los pocos días, encontramos que un porcentaje muy elevado de primates que nacen en el zoo de Barcelona no sobreviven.

De las 5 ranas punta de flecha muertas, el zoo no es capaz de hacer la necropsia ni de una de ellas porque todas han sufrido procesos autolíticos (desintegración de células después de la muerte). Sin embargo, esta cuestión delata una falta de protocolo ya que no es aceptable que se tenga una mortalidad de 5 individuos adultos en poco tiempo y no se sea capaz de hacer la necropsia ni a un solo individuo.

Se denuncian también las lesiones bucales que sufren los hidrosaures crestados, resultado de darse golpes contra los cristales. Todos los individuos observados sufren una deformación del hocico y la inflamación de la mucosa oral consecuencia del traumatismo crónico que sufren y que hace que no puedan cerrar la boca.

Desde la plataforma ZOOXXI apuntan que la problemática es estructural, no puntual. El zoo de Barcelona no recibe ninguna inspección por parte de la Generalidad de Cataluña desde 2012, cuando la ley de zoos obliga a hacer inspecciones anuales. Este hecho propicia que el zoo actúe con total impunidad y sin dar ninguna explicación.